anuncios

Prisión preventiva contra chino habría matado a dos hombres para no pagar deuda de 13 millones




Santo Domingo. Tres meses de prisión preventiva le fueron impuestos al nacional chino Guo Sen Liang Situ, alias El Chino Frank, por la Oficina Judicial de Servicios de Atención Permanente, tras ser acusado del asesinato de dos hombres para evadir el pago de una deuda que había contraído por la suma de 13 millones de pesos, durante un hecho ocurrido en Gascue, en el año 2016.

El Ministerio Público del Distrito Nacional aportó suficientes evidencias para demostrar la vinculación del imputado con la comisión de los hechos que dieron al traste con la vida de las víctimas José Silva Fernández y Héctor Méndez Gutiérrez, por lo que el tribunal procedió a imponerle la medida de coerción que deberá cumplir en el Centro de Corrección y Rehabilitación de San Pedro de Macorís.

Según las investigaciones realizadas por el órgano judicial,  establece que el encartado Guo Sen Liang Situ se asoció con dos nacionales haitianos, hasta el momento prófugos, para cometer el crimen en contra de las víctimas, quienes perpetraron la mañana del 13 de marzo de 2016, en un edificio en construcción propiedad del imputado, ubicado en la calle Arístides Fiallo del referido sector.

También destaca que el día anterior a los hechos, el señor Silva Fernández conversó vía telefónica con el imputado para reclamarle el pago de la deuda que tenía con él, a lo que Frank El Chino respondió exaltado diciendo que le pagaría al día siguiente y lo citó para que se presentara en el antes mencionado edificio a los fines de entregarle un cheque por valor de RD$ 3,000,000.00 como adelanto, según estableció en audiencia el órgano acusador.

Así mismo, las investigaciones dan cuenta de que el señor Silva Fernández se presentó en compañía de su primo Héctor Méndez Gutiérrez al referido edificio, donde fueron recibidos por el imputado, quien sugirió que subieran al segundo nivel de la edificación, una vez allí los nacionales haitianos golpearon a las víctimas hasta provocarles la muerte y les enterraron en uno de los hoyos que había dentro del edificio en construcción, según órdenes previas del imputado.

Finalmente, el imputado Guo Sen Liang Situ pudo ser arrestado aproximadamente tres años después de cometer los hechos, tras los cuales escapó a los Estados Unidos buscando evadir su responsabilidad penal en los hechos que se les imputan.